Un monitor cardiaco que se dibuja

Tradicionalmente, los monitores de corazón pueden ser estorbosos y caros. La ciencia ha tenido acercamientos tecnológicos a los sensores wearable, más prácticos y económicos y que en general, le ayudan a los doctores a monitorear muchos problemas de salud, pero los que existen actualmente para el corazón tienen muchas fallas. Por ejemplo, los parches se caen o no están lo suficientemente ajustados a la piel del paciente como para dar datos acertados. 

Por eso, un equipo de la Universidad de Houston liderado por el ingeniero biomédico Faheem Ershad, diseñó un monitor que se dibuja en la piel de los pacientes. El sistema consta de esténciles y tinta electrónica compatible con piel (hecha de pequeños pedazos de plata con un polímero conductor) con la que se dibuja directamente en el cuerpo del paciente. Tiene múltiples ventajas como la facilitad de aplicación, secado en menos de cinco minutos, resistencia al sudor y ajuste perfecto a la piel; lo que permite al paciente caminar mientras lo usa, sin reducir la calidad de sus datos. 

Faheem Ershad ® Universidad de Houston

La tinta mide la hidratación de la piel y la actividad eléctrica del corazón y los músculos esqueléticos. Aunque falta sofisticar el alcance de medición de los sensores, esta solución es un primer paso. Los investigadores planean hacer 100% wireless sus sensores al incorporar tintas más sofisticadas. Al lograrlo, la gente podría dibujar fácilmente en casa su monitor sobre la piel, con kits económicos de tinta y pluma que les permitirían monitorear su salud en casa. 

Con información de Scott Hershberger

DEJA UN COMENTARIO

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.